martes , 29 noviembre 2022

38% de fondos recuperación Covid-19 se destinaron a grandes empresas en países en desarrollo

Comparte en redes sociales

  • Sólo el 38 por ciento de los fondos de recuperación de Covid-19 en 21 países en desarrollo analizados -10 de ellos en Latinoamérica- fueron a medidas urgentes de protección social, y casi no hubo ayuda para los trabajadores informales.
  • El apoyo a Covid-19del año pasado fue un tercio menor que en 2020, incluso cuando crecieron las necesidades.
  • La FTC pide a los líderes mundiales que aborden las crisis en las Reuniones Anuales del FMI y el Banco Mundial a realizarse del 10 al 16 de octubre,con      medidas económicas progresivas en lugar de austeridad.

WASHINGTON D.C. – El 38 por ciento de los fondos de recuperación de Covid-19 en 21 países en desarrollo se destinó rescatar a grandes empresas en lugar de a acciones de protección social, a pequeñas empresas o a trabajadores informales de acuerdo a los hallazgos del nuevo informe elaborado por la Coalición para la Transparencia Financiera (FTC, en inglés) y sus socios titulado “Recuperación en una encrucijada: cómo los países gastaron los fondos Covid-19 de rescate”; también halló que durante el 2021 se gastó un tercio menos de dinero en comparación con 2020, hasta el 2,4 por ciento del PIB en promedio, debido a la peor situación económica, incluso cuando la crisis también implicó que las necesidades aumentaron.

Se espera que entre 75 y 95 millones de personas se vean empujadas a la pobreza extrema solo este año en el mundo debido a la pandemia de la Covid-19 y la crisis del costo de la vida como resultado en parte de la guerra de Ucrania, a medida que la desigualdad sigue aumentando, según la ONU. Pero incluso con ese escenario, se estima que más del 85 por ciento de la población mundial vivirá bajo estrictas medidas de austeridad durante 2023.

Matti Kohonen, director de la FTC, afirmó que: “A pesar de la crisis del costo de vida, los gobiernos de los países en desarrollo, a menudo con las manos atadas por las instituciones financieras internacionales como el FMI, priorizan a las grandes empresas por delante de las personas. Casi el 40 por ciento de los fondos de recuperación de Covid-19 se destinaron a grandes empresas, incluidos préstamos y recortes de impuestos, dejando a los más afectados por la pandemia, especialmente las mujeres y los trabajadores informales, sin una adecuada protección social”.

El informe también reveló lo siguiente:

  • Las mujeres, que se han visto particularmente afectadas por la crisis, solo recibieron la mitad de apoyo de lo que recibieron los hombres, aumentando la desigualdad de género. Mientras tanto, los trabajadores informales solo recibieron el 4 por ciento de estos fondos, a pesar de representar la gran mayoría de la fuerza laboral en muchos países como Bangladesh y Malawi.
  • Sólo ocho países (Brasil, Chile, El Salvador, Guatemala, Líbano, India, Malawi y Ghana) de los 21 analizados gastaron más de la mitad de los fondos en protección social. Sin embargo, algunos de los países que encabezan esta lista, como el Líbano y Malawi gastaron 1 por ciento o menos del PIB en medidas de recuperación, menos que la mitad del promedio de los otros países.

El informe advierte que la presión de instituciones internacionales como el Fondo Monetario Internacional (FMI) para introducir medidas de austeridad y recortar los fondos para los servicios públicos básicos, a cambio de la reestructuración de la deuda, está empeorando las cosas. Por ejemplo, en Zambia, como parte del programa de préstamos del FMI se están imponiendo recortes de austeridad en el gasto público y aumentos en los impuestos al valor agregado (IVA) que perjudican a los más pobres por su regresividad     .

Matti Kohonen dijo: “Se espera que casi 100 millones de personas sean empujadas a la pobreza extrema este año, y las cosas empeorarán ya que muchos países como Brasil que han asignado fondos significativos a la protección social, ahora planean reducir drásticamente sus paquetes de estímulo social. Mientras tanto, muchos otros están planteando recortes en la atención médica, la educación y la protección social esenciales, debido al menor crecimiento económico y a los estrictos criterios del FMI y otras instituciones para otorgar o ajustar préstamos”.

“Las Reuniones Anuales del FMI y el Banco Mundial del próximo mes deberían promover una recuperación centrada en las personas con políticas fiscales progresivas sobre las ganancias inesperadas de las grandes empresas y la riqueza del 1 por ciento superior de la población, en lugar de medidas de austeridad fallidas. De lo contrario, más países podrían derrumbarse económicamente como Zambia y Sri Lanka, que beneficiaron a las grandes empresas y ahora enfrentan graves crisis de deuda”, añadió el director de la FTC.    

La FTC está pidiendo a todos los países e instituciones internacionales como el FMI y el Banco Mundial que implementen políticas alternativas para lograr una recuperación centrada en las personas en lugar de austeridad. Éstas incluyen gravar el exceso de ganancias corporativas inesperadas; introducir impuestos progresivos sobre la renta y el patrimonio; eliminar los flujos financieros ilícitos mediante la implementación de registros públicos de beneficiarios reales para todos los sectores y la presentación de informes públicos país por país, especialmente aquellos con alto riesgo de lavado de dinero y abusos fiscales; y aumentar las contribuciones y la cobertura de la seguridad social.

  • La Coalición para la Transparencia Financiera (FTC) es una red global de la sociedad civil, que opera como una coalición colaborativa de once organizaciones de la sociedad civil con sede en todas las regiones del mundo. La FTC trabaja para reducir los flujos financieros ilícitos a través de la promoción de un sistema financiero transparente, responsable y sostenible que funcione para todos.
  • Los miembros de la FTC son: Transparencia Internacional, Asian Peoples Movement on Debt and Development, Centre for Budget and Governance Accountability, Christian Aid, European Network on Debt and Development, Fundación SES, Global Financial Integrity, Red Latinoamericana por Justicia Económica y Social (Latindadd), Pan-African Lawyers Union, Tax Justice Network y Tax Justice Network Africa.

Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al contenido