Últimas Noticias
Home » Pronunciamientos » Declaración de Guatemala de la Red de Justicia Fiscal de América Latina y El Caribe
Declaración de Guatemala de la Red de Justicia Fiscal de América Latina y El Caribe

Declaración de Guatemala de la Red de Justicia Fiscal de América Latina y El Caribe

La situación política de Guatemala invita a la reflexión, pues es un caso que bien puede darse en cualquier otro país de la región. En ese sentido, LATINDADD comparte la Declaración de Guatemala eleborada por la Red de Justicia Fiscal de ALC (instancia de la que es miembro y cuya secretaría técnica coordina), elaborada durante su tercera asamblea:

“Los impuestos son uno de los principales pilares para el financiamiento del Estado y de las políticas orientadas a mejorar la vida de las personas, siempre y cuando la carga fiscal y la inversión pública no estén gravemente afectadas por actos de corrupción y de clientelismo político que impiden que las políticas públicas sean efectivas y estén sustancialmente orientadas a financiar el ejercicio de los derechos económicos, sociales y culturales de nuestros pueblos.”

Esta constituye una de las bases de la constitución de la Red de Justicia Fiscal de América Latina y el Caribe, adoptadas en su reunión fundacional en Lima (Perú) hace cuatro años (2011).

En su Tercera Asamblea, desarrollada en la ciudad de Guatemala los días 25 y 26 de agosto, en coincidencia con el 10mo aniversario de una de sus instituciones fundadoras, el Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (ICEFI),  la Red ha confirmado y actualizado sus propuestas centrales:

  • Cuestionar el modelo dominante basado en impuestos al consumo, que son  altamente regresivos;
  • Poner al descubierto los diversos mecanismos que estimulan la evasión y elusión tributarias, la fuga de capitales y el lavado del dinero;
  • Insistir en la necesidad de fortalecer y terminar con la corrupción de las administraciones tributarias y aduaneras;
  • Reclamar a nivel global una mayor transparencia y coordinación en materia tributaria, así como el pago justo de sus obligaciones para con nuestros países a las empresas transnacionales, el control de la banca global y la desaparición de las guaridas fiscales (tax havens).

Es así que en este particular y crítico momento que atraviesa Guatemala, y  otros países hermanos de América Latina y el Caribe, estos propósitos asumen una importancia crucial y comprometen nuestros mejores esfuerzos, presentes y futuros.

Y ante la creciente desigualdad económica y la amenaza potencial de una nueva crisis financiera mundial y de que la solución a esta recaiga nuevamente en la población más desposeída de nuestros países, las organizaciones miembros de la Red Latinoamericana de Justicia Fiscal de América Latina y el Caribe levantamos la voz y hacemos un llamado para que los que más tienen paguen más y que las transnacionales paguen sus impuestos.

En también necesario decir que la caída de la actividad económica y de las cargas fiscales en nuestros países es producto del manejo descontrolado e irresponsable del sistema financiero por parte de las grandes potencias mundiales, pero también compartido por erróneas políticas nacionales inerciales, que no quieren aplicar los cambios necesarios.

Aprovechar esta situación de crisis global para redirigir el descontento social contra la corrupción epidérmica, pero no contra la corrupción sistémica y las hemorragias financieras y fiscales; no es sólo una estrategia oportunista de los beneficiados por las actividades corruptas, sino también un mecanismo de presión para cambiar sin que nada cambie.

Nuestros pueblos reclaman justicia y democracia, pues el vacío de ambas es la raíz de la desigualdad, y también de la fragilidad institucional ante los retos sociales y ambientales, como de las amenazas e intervencionismos externos.

Los guatemaltecos y guatemaltecas nos dan el ejemplo de movilización social ante la corrupción, y el deseo de construir otra política que tenga verdadero horizonte de bienestar y respeto a las culturas.

Llamamos a detener la amenaza de continuar con las antisociales y antipopulares políticas fiscales regresivas, que ahora pretenden convertirse en respuesta a la crisis fiscal con lo cual se aplaza aún más la consecución de los derechos sociales, el acceso a los servicios públicos, y la posibilidad de una democracia económica y política. 

Las crisis políticas también son una oportunidad de cambio, pero de cambio social responsable y democrático. “Pacto Social” contra la Desigualdad, Agenda Pro-Justicia Fiscal.

En la ciudad de Guatemala a los 26 días del mes de agosto de 2015 (día Tijax del calendario Cholqíj de la Cuenta Kiche).

Fuente

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*