Últimas Noticias
Home » NUEVAS ECONOMÍAS » Empresarios de Costa Rica condicionan su apoyo a Alianza del Pacífico a que no se renegocien reglas arancelarias

Empresarios de Costa Rica condicionan su apoyo a Alianza del Pacífico a que no se renegocien reglas arancelarias

La posibilidad de que Costa Rica se vea obligada a renegociar las reglas arancelarias que tiene con los cuatro países miembros de la Alianza del Pacífico le genera recelo al menos a tres sectores productivos nacionales.

Los industriales, la industria alimentaria y los agricultores reconocen la importancia del foro para comercializar con Asia Pacífico, pero se oponen a cambiar la desgravación acordada en los tratados bilaterales con Perú, México, Chile y Colombia.

La preocupación surgió tras conocerse que esos cuatro miembros homologaron el 80% de los bienes que intercambian como parte del proceso de la Alianza.

Incluso, el mandatario colombiano, Juan Manuel Santos, dijo en diciembre pasado, que esperan llevarlo al 93% en el 2020.

El presidente de la Cámara de Industrias, Juan Ramón Rivera, adelantó que la oposición a que eso ocurra con Costa Rica es porque costó mucho tiempo, esfuerzo y negociación alcanzar los procesos.

En su criterio, no tiene sentido que ahora se varíen las condiciones arancelarias ya negociadas.

El director ejecutivo de la Cámara de la Industria Alimentaria (Cacia), Mario Montero, dijo que será imposible apoyar un eventual acuerdo, cuyos resultados sean aún más desfavorables para los sectores nacionales que quedaron disconformes con las negociaciones bilaterales.

Los agricultores tampoco están dispuestos a perder lo negociado, pues insisten en que fueron procesos difíciles para llegar a acuerdos, sobre todo con Colombia, un país que produce y exporta bienes agrícolas con características similares a Costa Rica.

“Si podemos mantener la misma posición ofensiva y defensiva no habría ningún problema, pero creo que es imposible”, dijo el presidente de la Cámara de Agricultura, Juan Rafael Lizano.

Apoyo a la Alianza

Los que sí acuerpan el proceso sin condición son los sectores de tecnologías de la información, la construcción y el turismo.

La Alianza es considerada como una estrategia; una plataforma para encadenamientos y el intercambio de conocimiento y experiencia en distintas áreas.

El presidente de la Cámara de Turismo, Pablo Heriberto Abarca, lo ve como una oportunidad estratégica para el país por la posibilidad de tránsito de personas, ya sea por viajes o por visita a familiares y amigos.

Las empresas constructoras quisieran que la Alianza impulse la participación del sector en foros para el intercambio de experiencias

“Más bien es una necesidad para nosotros”, dice el presidente de la Cámara de la Construcción, Guillermo Carazo.

Por su parte, Otto Rivera, director ejecutivo de la Cámara de Tecnologías de la Información (Camtic), ve muy positiva la incorporación de Costa Rica.

“Esto representa una posibilidad de tener una economía mucho más dinámica y promover más encadenamientos tecnológicos y productivos”, dijo.

La Alianza fue fundada en junio del 2012, con la idea de profundizar la integración entre estas economías y definir acciones para la vinculación comercial con Asia Pacífico.

Este bloque comercial conforma un mercado de 217 millones de habitantes, aporta un 40% del Producto Interno Bruto (PIB) latinoamericano y más de un 55% del comercio exterior.

Consulta a los sectores

El gobierno de Luis Guillermo Solís desconoce si la homologación de aranceles es un requerimiento. Esta es una información que se buscó en la IX cumbre de la Alianza, en Nayarit, México, el 19 y 20 de junio pasados.

Los sectores productivos están pidiendo que una vez que la administración conozca más a fondo el tema, se entre en un proceso de consulta.

El ministro de Comercio Exterior (Comex), Alexánder Mora, quien estuvo en la Cumbre, se compromete a hacerlo.

“Pretendo conducir un proceso de consulta. La idea es que explotemos cuál es el punto medio para atender el compromiso de adhesión y la sensibilidad de los sectores; es posible encontrar un punto medio”, aseguró.

Por su parte, la presidenta de la Cámara de Exportadores (Cadexco), Mónica Segnini, reconoció las oportunidades que ofrece la Alianza para buscar nuevos accesos y aliados estratégicos a nivel global que agreguen valor.

“Hay que unir la producción nacional a esta estrategia de comercio para sacarle provecho a la negociación. No hay que anteponer una muralla a la posibilidad de ser parte del bloque. Hagámoslo , pero llevemos el timón”, dijo.

El ministro Mora cree que es posible explorar el punto medio para atender el compromiso de adhesión de la alianza y la sensibilidad de los sectores.

“Si no fuera posible hacer las dos cosas, el Presidente debe valorar el interés nacional versus el de los sectores y tomar una decisión política”, expresó.

Los empresarios esperan una posición más clara por parte del Gobierno, sobre todo después de escuchar declaraciones recientes de ministros sobre el tema.

El canciller Manuel González le dijo a ADN Radio, el 18 de junio pasado, que la negociación para que Costa Rica ingrese a la Alianza del Pacífico fue manejada con cautela y “gran secretismo” por el gobierno de Laura Chinchilla.

Por su parte, el ministro de Agricultura y Ganadería (MAG), Luis Felipe Arauz, manifestó su oposición a la incorporación del país a la Alianza del Pacífico durante un encuentro con el sector productivo nacional, por el mismo tema arancelario.

Por su parte, el presidente Solís no ha sido contundente. Al principio de la campaña se manifestó abiertamente a favor, pero después de una reunión que mantuvo con los industriales modificó su discurso y añadió que faltó diálogo con los sectores.

Costa Rica se comprometió en el gobierno anterior a iniciar el proceso de adhesión. Ahora, la nueva administración deberá valorar si puede encontrar un punto medio y sacarle provecho a la Alianza sin afectar a los productores nacionales.

Tomado de EL FINANCIERO

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*